Escribe o muere.

La aplicación Write or Die 2 te obliga a escribir, sin pretextos o excusas. En lugar de sentarte a esperar a que tus grandes ideas se extingan entre la inmensa masa destructora y distractora de la red, ¡ponte a escribir!

Captura de pantalla 2015-10-03 a las 10.51.52 a.m.

Te presento lo que escribí en cinco minutos:

Una vez al mes.

No falta nada. En la libreta de direcciones has capturado cada uno de los perfiles de las chicas que estuviste contactando durante los primeros veinte años de tu vida. Las hay de todas las modalidades: rubias, morenas, gordas, flacas, sumisas y aquellas que son unas verdaderas bombas. Es elocuente pero sobre todo estimulante la manera en la que te refieres a ellas desde el punto de vista del amigo, de editor, del periodista... Sin saber de qué iba realmente este esfuerzo, te dedicaste a citarlas a todas (¿a todas?) en el mismo día, a la misma hora y en el mismo lugar. Te sentiste con toda la seguridad de afrontar ese sentimiento que se abnegaba en tu interior, pero supiste salir a flote de ello. Basta de que la edad mantenga al frente de tus argumentos y te presente ante la vida como un inútil perdedor. Basta de la miseria y la mediocridad de un profesionista fracasado. Basta de mentirte a ti mismo, con ese esfuerzo ufano de querer ocultar los verdaderos sentimientos y pensamientos detrás de esa fachada que se describe con tu nombre propio. En este momento te vas a hacer famoso. Bastará con una decena de notas sensacionalistas por parte de tus cómplices, tus apologistas del delito: los medios de comunicación locales.
Y no es difícil, la gente hace cualquier cosa por ser notorios ante otras personas. Recuerda que tienes un perfil falso, y eso ha sido suficiente para que todas las chicas de la agenda se hayan sentido atraídas a tu encuentro. Una no recordaba ni siquiera tu nombre, pero con eso de que la depresión es la peste contemporánea de este planeta, donde al parecer la única panacea es el escape antropomórfico de la realidad a través de las redes sociales, con eso basta para que cualquier persona pretenda uno erigir en su nombre sus propios relatos. En fin, cada quien cojea del pie que quiere o merece.
Escribir no es fácil. No siquiera aplica la consigna de que cualquier imbécil puede escribir, porque la escritura demanda una atención distinta de cualquiera de las otras llamadas artes. Artes o no, son actividades antropológicas no carentes de sustento para la tragedia humana. Y esta tragedia ahora tendrá un verdadero cómplice, una especie de enviado o misionero que carece de toda vergüenza y presume de toda virtud.
No hablemos ya de escribir una nueva novela negra, ni mucho menos de una intensión de darle una vuelta de tuerca al género: algo así como hacer novela negra gonzo. Pero ellas han llegado puntuales. Te han saludado y comenzaron con las dudas y un conato de conflagración. Basta con seguir alimentando sus expectativas. Pero no puedes esperar. Aquello se convierte en una tormenta carmesí, gotas y charcos de sangre iluminan el espacio con una luz de carácter cadavérico, hermosamente matizado por los desnudos de tus queridas amigas. El plato está servido porque la mesa está lista. Ha llegado el momento de decirle a todos y a todo: ¡Salud!

Entrevista a Paulina Aguado.

En alguna ocasión tuve oportunidad de entrevistar a Paulina Aguado, hoy directora general del Instituto Queretano de la Cultura y las Artes.

Para la artista Pauliana Aguado el sexto aniversario de la Galería Municipal “Rosario Sánchez de Lozada”, cuyo recinto dirige, “es un reflejo interesante de la evolución y crecimiento como galería cada vez más atractiva y demandada por la comunidad artística, así como un recinto bien acogido por los turistas y los visitantes locales”, lo anterior con motivo del sexto aniversario del espacio, celebrado el pasado jueves 24 de julio.

La Galería Municipal, ubicada en 16 de septiembre número 44, esquina con Allende, en el Centro Histórico de la Ciudad de Querétaro, fue inaugurada el día 11 de julio del 2002 dentro del marco del Festival Santiago de Querétaro, y su finalidad es la exposición pública de obras de artes plásticas, para el deleite del público asistente o con fines educativos. Se exhiben principalmente obra plástica de artistas locales, sin embrago se han tenido exitosas incursiones de artistas de renombre en el arte contemporáneo.

Desde entonces es dirigida por Paulina Aguado, quien distingue “en la galería se exhibe principalmente arte contemporáneo y de propuesta, tratamos de albergar tanto a artistas jóvenes como a aquellos que están en plena madurez plástica. Sin embargo, al ser un espacio público muy visitado por el turismo nacional e internacional, tratamos de ser muy cuidadosos con la calidad y el talento de lo que aquí se expone: nosotros ponemos el espacio, el trabajo fuerte es del artista y su obra”, acotó.

La galería ofrece anualmente 15 exposiciones al año, en promedio. Los visitantes de la galería –señala Aguado- van desde estudiante de todos los niveles, artistas locales y extranjeros, turismo… “pero el concepto de visitantes es muy genérico, la ventaja que tiene la Galería es que es un aparador insertado en el primer cuadro de la ciudad del Centro Histórico. Hay gente que en su recorrido no tiene planeado detenerse en la Galería y observar las exposiciones, y lo termina haciendo”, señaló la artista quien recientemente fue incluida con una muestra de su obra en el catálogo “Talentos contemporáneos de la plástica en Querétaro”.   

En los dos salones que componen el espacio de la Galería Municipal “se han presentado artistas de renombre e importancia trascendentales, por ejemplo desde la exposición “Los Caprichos de Goya”, serie de doscientos grabados del artista español Francisco de Goya y Lucientes, series de fotografías de Manuel Álvarez Bravo, obras de José Luis Cuevas, Gunter Gerzo, Leonora Carrington,  Vicente Rojo… hasta obras del pintor y escultor mexicano Manuel Felguérez, quien actualmente comparte el espacio de la galería con  Esperanza Bolland, Pablo W. Carrington, Arnaldo Cohen, Tere Cito, entro otros en la exposición colectiva “La sala del tiempo Nivada”, en el marco de los festejos del 477 Aniversario de la Ciudad de Querétaro, así como del sexto aniversario de la Galería Municipal.

A decir de Paulina Aguado “afortunadamente en este espacio tratamos de que se tenga ese nivel, para que los artistas emergentes tengan la garantía de que en la Galería Municipal han expuesto artistas ya consolidados, y que esa característica sea distintiva de este recinto, que sea más valorado y especial”.

En el inicio del séptimo año de labores, la Galería Municipal “sigue con la agenda muy cargada, tratamos de hacer un esfuerzo de equilibrio, es decir, tener la opción de artistas nuevos y al mismo tiempo consolidar el espacio con exposiciones de artistas que gozan de renombre internacional en las artes plásticas”.

Por lo tanto –señala Aguado- “los retos principales en este séptimo año son seguir con el mismo nivel que mantiene la Galería y, por supuesto, mejorarlo; así como aumentar y fomentar, en la medida de nuestras posibilidades, la visita de nuestro recinto, porque finalmente en nuestro Estado la visita de galerías y museos del primer cuadro de la ciudad es uno de los principales atractivos”.

Los nombres de Francisco de Goya, Manuel Álvarez Bravo, José Luis Cuevas, entre otros, son entes consolidados, monolíticos en el espacio del arte plástico y visual. Pero en el caso de los artistas emergentes, ¿qué condiciones y requisitos deben cumplir para presentar su obra en la Galería Municipal?

La directora del recinto subraya que primordialmente “los artistas que aspiran exponer en la Galería, pretenden insertarla en su currículo para crecer en esta carrera cultural”. No obstante, revela Aguado, “en la Galería Municipal no somos muy tajantes con los requisitos. La realidad es que le tratamos de dar oportunidad a la mayoría de los proyectos que se presentan porque, si bien es cierto que el arte es muy subjetivo, nunca se sabe realmente hasta donde va a llegar la trayectoria plástica de un artista, hasta dónde va a llegar su historia, el talento se ve de inmediato, no hace falta saber demasiado: lo que es, es; lo que agrada, agrada; lo que tiene técnica, lo que tienen talento, lo que transmite energía se percibe instantáneamente. Lo único que a los artistas emergentes les pedimos es talento”, puntualizó.

En entrevista realizada en el recinto, previamente a la ceremonia del festejo del 6º aniversario, Paulina Aguado extendió la invitación “a que nos visiten y acompañen a las exposiciones que re realizan en este recinto, que además de tener el carácter de gratuito, son muy enriquecedoras para todos los públicos, tanto para adultos como para niños, quienes pueden aprovechar estas vacaciones para visitarnos y así se vayan involucrando desde pequeños al arte”, culminó la artista.

98 segundos sin sombra de Giovanna Rivero.

Este es un ejemplo de novela donde se mezclan y radicalizan modos cultos y populares del lenguaje, que no sostiene un mismo registro de lenguaje y que se hilvanan a otras formas de narrar, en una fluctuación constante entre la vida real y ficticia: una especie de sincretismo cultural.

98 segundos sin sombra.